29 noviembre 2012

GAROÉ





Mi pueblo tiene un árbol
y el árbol se hizo verbo
y mil manos trajeron
a su sombra,
palabras,
significados, cascabeles,
abalorios dispersos
sobre los manteles,
los zaguanes, los patios.

Mi pueblo tiene un árbol
y el árbol se hizo agua
y el agua inundó todo.
Volcó el tiempo
y el tiempo corrió
barranco abajo
y anegó de leyendas
la plaza.

A la plaza del pueblo
acude el eco
del Garoé..., a lo lejos



2 comentarios:

  1. El Garoé es mucho más que un árbol.
    Basta permanecer un ratito a su sombra para sentir su fuerza y su misterio.
    Hermoso poema, Isabel.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar

INMEDIATEZ

No sé qué contará la historia Tal vez no me interesa. Acudo, como todos, a lo móvil; la inmediatez de un absurdo  en oferta...